Ojito que te veo

Escrito por: Jc | Categoría: Al este | Publicado el: 29-05-2009

Vuelta a Zamora, vuelta a ver cig√ľe√Īas anidadas por todas partes, no hab√≠a tejado, poste o chimenea sin una o varias representantes del bando de las zancudas. Para estos casos saca uno el objetivo cutre salchichero de noventa euros y se pone morado a retratar piquilargas.


Cig√ľe√Īa en el nido

Digo yo que para lo que lo quiero, el objetivo hace su funci√≥n de sobra. La cig√ľe√Īa y los pollos √©stos de abajo estaban a unos trescientos metros de distancia en l√≠nea recta o cuatrocientos si nos desvi√°bamos un poco por el camino, algo que para mi y mis dioptr√≠as supone distinguir poco mas que unos bultos blancos pero para el se√Īor Nikon no era tanto problema y nos permiti√≥ ver a uno de los polluelos zamp√°ndose la merienda mientras el otro lo contempla desganado porque prefiere los bocadillos de Nocilla.


Comiendo

La paloma de la esquina inferior derecha se limitaba a contemplar el panorama y rezar para que el pollo sacara el culo por el otro lado del nido si acaso le venía un retortijón. La vida de los animales es así de simple, sin pensar en hipotecas, coches, crisis ni televisiones de 42 pulgadas.

Dejar un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si contin√ļa navegando est√° dando su consentimiento para la aceptaci√≥n de las mencionadas cookies y la aceptaci√≥n de nuestra pol√≠tica de cookies, pinche el enlace para mayor informaci√≥n.M√°s informaci√≥n sobre las cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies