La gran duna

Escrito por: Jc | Categoría: Coruña | Publicado el: 30-04-2010

A cualquiera que le nombres Corrubedo lo primero que le vendrá a la cabeza es la gran duna de la playa, probablemente lo mas destacado del pueblo. Actualmente la duna está totalmente protegida, no puedes ni acercarte bajo amenaza de multa entre 600 y 6.000 euros. Lo que es subirse ya ni te cuento. Si te pillan encima de ella es mejor que huyas como alma que se lleva el diablo, vendas la casa y emigres a otro país o te habrán caído encima las siete plagas de Egipto.

Para llegar, desde la carretera general encontramos un desvío hacia la izquierda señalizado como “dunas”. Mas fácil imposible. Por ahí se va hasta un aparcamiento del que sale una pasarela hasta el mirador de la gran duna (gran y única, añadiría yo), que es eso amarillo del fondo.


Pasarela a las dunas

Así visto no parece gran cosa, pero desde el colegio de Corrubedo hay una vista que nos permite dimensionarla mejor. En la primera foto, la parejita se dirige al mirador que está al fondo de todo. En esta foto podéis ver la pasarela a la izquierda, a media altura, y acaba en un vallado que viene siendo el mirador. Grande, lo que se dice grande, sí que es. Arena hay para aburrir.


Dunas a lo lejos

Según pone un cartel mide veinte metros de altura y en sus mejores tiempos llegó a medir sesenta. Hasta los años noventa retiraban arena alegremente para usarla en la construcción (me imagino lo que durarían enteras las paredes hechas con cemento y arena cargada de sal, luego se descascarilla la pintura y nos preguntamos porqué será). Es más, ni siquiera estaba protegida, se podía ir con los amigos hasta el mismísimo pie, subir y, lo mejor de todo, bajar a rebolos (rodando) por la ladera…


El indio de las dunas

Plaza de la Virgen Blanca

Escrito por: Jc | Categoría: Al este | Publicado el: 30-04-2010

Esta que véis es la Plaza de la Virgen Blanca, en Vitoria. Hace ya unos ocho añitos que pasé por allí en uno de esos fines de semana que me salió redondo. Iba a visitar un posible proveedor. De camino paré en Burgos, que ya tiene unas cuantas cosas que ver. Luego Vitoria, cuidada, pequeñita, agradable para caminar, con mucho polígono industrial. Al día siguiente San Sebastián, Biarritz y San Juan de Luz. Y el lunes, como no quedaba escapatoria, visita al proveedor, comilona y vuelta para casa con esa agradable sensación de que el fin de semana ha durado una enormidad.


Plaza de la Virgen Blanca

Castro de Baroña

Escrito por: Jc | Categoría: Coruña | Publicado el: 29-04-2010

Segunda parada de la excursión dominguera: el Castro de Baroña. Oficialmente fue la tercera, la segunda fue en lo alto de un monte en el culo del mundo al que subí porque había un indicador de un mirador y al final, además de no verse nada de interés, tuve que meterme por una carretera sin asfaltar donde (por vigésima vez) casi me dejo los bajos del coche. Llegados a la entrada del Castro de Baroña hicimos la paradita técnica para repostar cerveza, acompañada de una tapa de tortilla y otra de carne guisada que entraron de miedo a esas horas de la mañana, aprovechando asímismo para cambiarle el agua al canario (también conocido como “hacerle una visita al señor Roca”).

Desde donde se aparca hasta el Castro hay que bajar un camino de monte, aproximadamente cinco minutos andando. Para quien no lo sepa, un castro era una aldea de los celtas y hay que reconocer que sabían escoger la ubicación de sus poblados. En Baroña, Villa Celta estaba ahí enfrente, justo en esas rocas con vistas al mar y dos playas a la puerta de casa.


Castro de Baroña

Con ese panorama ya era sabido dónde iba a acabar yo… a la derecha, arriba del todo, seguro que desde ahí se sacan las mejores fotos. Por lo menos el plano del castro se veía perfectamente.


Castro de Baroña desde arriba

Si alguien quiere saber más del estos sitios, la amabilidad del señor Google o la señora Wikipedia son infinitas, que a mi pasando de las cien palabras por entrada se me agarrotan los pulgares por el esfuerzo y no hay quien me los asegure en una millonada como al Fernando Alonso.

San Campio

Escrito por: Jc | Categoría: Pontevedra | Publicado el: 29-04-2010

En pleno Baixo Miño, entre A Guarda y Tuy se encuentra un pueblito llamado Figueiró. Allí está San Campio que si me llegan a preguntar, lo primero que me viene a la cabeza es una marca de vino y en realidad es un santuario que han construido en la zona compuesto por esta iglesia, una capilla detrás, a la derecha otra, un refugio, una fuente y una zona recreativa.


Iglesia de San Campio

Aquí tenéis la puerta de la iglesia y ya véis indicación de todos los elementos: capillas, servicios, refugio para peregrinos, dos fuentes y zona recreativa con asadores y merendero.


Puerta de la iglesia

En un lateral encontramos una tienda donde se pueden adquirir recuerdos del santuario. Lo curioso es que allí no hay nadie que atienda, coges el recuerdo, dejas la pasta en el cepillo y tan contentos. Eso es confianza. Si llegan a hacer lo mismo en el Corte Inglés, quiebran en dos días.


Recuerdos

En una de las capillas la gente deja velas, los típicos exvotos que son esos muñequitos de cera en agradecimiento a los favores concedidos, e incluso fotos. Particularmente me dio muy “mal rollo”, no es lo mismo encontrarte un muñequito de cera que la foto de una persona y pensar en sabe dios qué le habrá pasado, pero bueno, no es mi casa así que cada cual haga lo que quiera.


Exvotos

¿Volverá a nevar este año?

Escrito por: Jc | Categoría: Varios | Publicado el: 28-04-2010

Estos últimos días se nota ya una mejora en el tiempo, días de calorcillo, tardes de sol, ganas de terrazas y cañas de cerveza, ¿se habrá acabado ya la nieve o nos pillará a finales de abril / primeros de mayo el último refilón de un temporal siberiano como ha pasado otros años? Si viene prometo ir a sacarle fotos porque lo que es este invierno, mi contacto con la nieve se ha limitado a meter el dedo en un charquito de nieve en polvo una cuarta de largo hace relativamente poco y mira que este año ha nevado hasta aburrir.


Camión nevado

Recorriendo la N-120 (VII)

Escrito por: Jc | Categoría: Orense | Publicado el: 28-04-2010

Otro punto de interés de Ribadavia es la plaza mayor. Allí está el ayuntamiento, la oficina de turismo y una serie de cafés con terraza en los que parar un rato para dedicarse a la vida contemplativa. También tenemos el Restaurante Plaza, donde alguna vez he comido bastante bien por cuatro duros. Carne, anguilas, pimientos de Arnoia, todo para chuparse los dedos.


Plaza Mayor

Entrando ya en el barrio judío aparece el pazo del marqués de Baamonde, actualmente reconvertido y bien aprovechadito en oratorio judío, despacho de un abogado y sede de la ONG “Templarios del mundo”.


Oratorio judío

Por si no me creéis, aquí se pueden ver todos los carteles. Pinchad en la foto y echad una ojeada al de la izquierda. Aquí no se andan con bromas, el que quiera escándalo que se vaya preparando. Antes te tiraban el contenido de un orinal, ahora te tiran una citación judicial.


Fachada del oratorio judío

El súper hórreo

Escrito por: Jc | Categoría: Coruña | Publicado el: 27-04-2010

Siempre pensé que el hórreo gallego mas grande era el de Carnota, sin embargo en la excursión dominguera del fin de semana pasado la primera parada fue en Araño, donde visitamos otro hórreo que tal condición para sí también se arroga. Reconozcamos que de tamaño va bien servido y al quedar en lo alto, impacta aún más.


Hórreo de Araño

Aquí tenemos el cartel donde nos cuenta, obras, milagros, medidas, dimensiones y se adjudican el título de mayores dimensiones para una construcción de este tipo. Quizá a lo que se refieren es al volumen de almacenamiento, porque comparando ambos hórreos, da la impresión que el premio a la mayor longitud se inclina hacia Carnota.


Cartel del hórreo

Pero… ¿Qué nos encontramos unos pasitos mas arriba? Como no, un congelador abandonado en pleno monte, esa costumbre tan guarra y tan nuestra (véanse ejemplo 1 y ejemplo 2).


Congelador rural

Casa de justicia de Becerreá

Escrito por: Jc | Categoría: Lugo | Publicado el: 27-04-2010

En la parte de atrás de la calle principal de Becerreá se encuentra una casa de construcción típicamente lucense, los mástiles y banderitas frente a la puerta nos hacen saber que estamos frente a un edificio oficial.


Casa de justicia

Efectivamente, se trata de la Casa de justicia, o lo que es lo mismo, los juzgados.


Cartel de los juzgados

Sin embargo, habiendo aparcado en la parte de atrás nada mas ver el edificio ya me imaginé que serían los juzgados. ¿Porqué? Véanlo ustedes mismos… por su sistema de archivado único e inimitable. Nada mal para ser 2010.


Ventana de los juzgados

Haciendo kilómetros

Escrito por: Jc | Categoría: Coruña | Publicado el: 26-04-2010

Aprovechando la llegada del buen tiempo sin excesiva temperatura hubo este domingo nueva sesión viajera por Galicia adelante para retratar todo lo que se puso delante de la cámara. Araño, un monte perdido de cuyo nombre ya ni me acuerdo, Baroña, Corrubedo playa y Corrubedo pueblo, muchas fotos aunque se nota la diferencia con la luz de invierno, el sol ya sube mucho, da con mas fuerza y cuesta más sacar los colores que me gustan. Lástima también haber dado por concluida la serie de los azulejos, porque si no fijaros qué par de joyas se cruzaron en mi camino. El primero con tres tipos de azulejo distinto, a cada cual menos agraciado.


Azulejos de Corrubedo I

Y el segundo no preciso a distinguir si es manuelino binario o gótico pixelado. Sea lo que sea, aparece en tamaño XXL al girar una curva para susto del personal.


Azulejos de Corrubedo II

Castillos de Ferrol

Escrito por: Jc | Categoría: Coruña | Publicado el: 26-04-2010

A la hora de visitar Ferrol creo que es prácticamente imprescindible hacer una escapadita hasta el castillo de San Felipe, en las afueras en dirección al puerto exterior y Cabo Prioriño. La ría de Ferrol es estrechita y alargada, en un punto encontramos dos castillos pensados para defender la entrada: el de San Felipe y enfrente, el castillo de la Palma (aquí podéis ver la posición en Google Maps). Por su posición me parece que cualquiera que intentara colarse en la ría iba a llevar cañonazos hasta en el carnet de identidad. Este es el castillo de San Felipe visto desde un mirador en la carretera:


Castillo de San Felipe

Y éste el castillo de la Palma desde la orilla de enfrente.


Castillo de la Palma

A pesar de haber sido tomadas las fotos mas o menos a la misma hora, es tremenda la diferencia entre sacar una foto con el sol delante y otra con el sol detrás. El colorido, el contraste y el aspecto de la primera a la segunda cambian como de la noche al día.