Sobrado dos Monxes (IV)

Escrito por: Jc | Categoría: Coru√Īa | Publicado el: 30-08-2010

Entramos en el monasterio, no encontramos a nadie, no nos cruzamos con nadie. Paseamos por el claustro, no encontramos a nadie, no nos cruzamos con nadie. Sub√≠ al primer piso para sacar foto de las escaleras y la entrada a la Hospeder√≠a, y milagro, apareci√≥ una mujer que me mir√≥ como quien ve a un marciano y se meti√≥ por la puerta del fondo. A lo mejor contribuy√≥ a su extra√Īeza que me hab√≠a ido sin tr√≠pode as√≠ que apoy√© la bolsa en la barandilla, la c√°mara encima, me agach√©, la cog√≠ con cuidado y me qued√© quietecito hasta el temporizador de la c√°mara lleg√≥ al final y sac√≥ la foto. Encontrar en una esquina un hombre agachado haciendo equilibrios entre una bolsa, una c√°mara y la barandilla probablemente no entraba entre aquello que la buena mujer esperaba del d√≠a.


Escalera del primer piso

Entramos en la iglesia, tampoco apareció nadie. Recorrimos todas las salas y estancias que vimos, sin cruzarnos más que con otra pareja que hacía turismo como nosotros. En medio de la iglesia me sorprendió encontrar una reproducción a escala de la catedral de Santiago, que en principio no identificaba pero una vez reconocido, el Obradoiro es inconfundible.


Reproducción de la catedral

Y así seguimos el recorrido. La semana que viene, más.

Comentarios:

Dejar un comentario

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si contin√ļa navegando est√° dando su consentimiento para la aceptaci√≥n de las mencionadas cookies y la aceptaci√≥n de nuestra pol√≠tica de cookies, pinche el enlace para mayor informaci√≥n.M√°s informaci√≥n sobre las cookies

ACEPTAR